Cazuela keto de pollo

Cazuela keto de pollo

La dieta keto y las cazuelas van de la mano, sobre todo con esta irresistible receta de pollo que volverá loca a toda tu familia. La salsa cremosa es deliciosa, con mucho queso y un riquísimo pesto. Será todo un honor para tu horno asar esta exquisitez una y otra vez.

Cazuela keto de pollo

La dieta keto y las cazuelas van de la mano, sobre todo con esta irresistible receta de pollo que volverá loca a toda tu familia. La salsa cremosa es deliciosa, con mucho queso y un riquísimo pesto. Será todo un honor para tu horno asar esta exquisitez una y otra vez.
EE.UU.Métrico
6 porciónporciones

Ingredientes

  • ¾ taza 175 ml crema para batir o crema agria
  • ½ taza 125 ml (125 g) queso crema
  • 3 cda. 3 cda. pesto verde
  • ½ ½ limón, su zumolimones, su zumo
  • sal y pimienta
  • 1½ oz. 40 g mantequilla
  • 2 lbs 900 g muslos de pollo deshuesados sin piel, cortada en trozos pequeños
  • 1 1 puerro bien picadopuerros bien picado
  • 4 oz. 110 g tomatito cherry en mitadestomatitos cherry en mitades
  • 1 lb 450 g (1 litro) coliflor cortada en cogollos pequeños
  • 7 oz. 200 g queso rallado

Instrucciones

Las instrucciones son para 6 porciones. Modifícalas según sea necesario.

  1. Precalentar el horno a 200 °C (400 °F).
  2. Mezclar la crema y el queso crema con el pesto y el zumo de limón. Salpimentar al gusto.
  3. Derretir la mantequilla en una sartén grande a fuego medio. Añadir el pollo, salpimentar y freír hasta que tome un buen tono dorado.
  4. Colocar el pollo en una asadera engrasada de 23 x 33 cm (9 x 13 pulgadas) y verter la mezcla de crema.
  5. Colocar por encima los puerros, los tomates y la coliflor.
  6. Espolvorear por encima queso y hornear en medio del horno durante al menos 30 minutos o hasta que el pollo esté totalmente hecho. Si parece que se va a quemar antes de hacerse del todo, puedes cubrir la cazuela con un trozo de papel de aluminio, reducir el fuego y dejarla cocinar algo más de tiempo.

Consejos

¿Te ha quedado la salsa demasiado líquida? Si quieres una salsa más espesa, puedes añadir queso rallado. Así el plato tendrá más sabor y consistencia.

¡Dale un toque verde! Un rico plato como este mejora aun más si lo sirves con una guarnición de verduras de hoja bien frescas. Aderézalo con un chorrito generoso de aceite de oliva, un poco de vinagre balsámico y una pizca de sal marina.

¿Te apetece un poco de picante? ¡Usa algunas hojuelas de ají!

¿En busca de una alimentación saludable?

Nuestra membresía Diet Doctor plus te ayuda a conseguirla. Empieza con una prueba gratis para poder acceder a todos nuestros menús keto y bajos en carbos, a la fantástica herramienta de planificación de menús y a todos nuestros videos de cocina.

Lavar y cortar los puerros

Empieza aclarando el puerro y secándolo con golpecitos suaves con papel absorbente. Usa un cuchillo afilado para cortar el extremo de color verde oscuro. Leugo corta el puerro en anillos finos, ¡y ya lo tendrás preparado!

Cocinarlo por adelantado

Este plato puede preprararse friendo el pollo con antelación. Puedes armar toda la cazuela y guardarla en el refrigerador un día antes de hornearla. Solo tienes que asegurarte de que tome la temperatura ambiente antes de ponerla en el horno. También es bueno removerlo un poco ya que el pesto se queda en el fondo.

Si tienes algunas sobras de pollo o pavo, van perfectas para este plato. Tan solo tienes que saltarte el paso 3 de las instrucciones.

Si no tienes mucho tiempo, también puedes usar pollo asado. Deshuésalo y córtalo en trozos pequeños antes de añadirlo a la asadera.

Guardar y recalentar

Si quieres comértela 2-3 días más tarde, puedes guardarla en el refrigerador. Si no, lo mejor es guardarla en el refrigerador, donde puede aguantar hasta 3 meses. Asegúrate de que el plato se pueda congelar.

Déjala descongelar en el refrigerador el día antes de servirla. No coloques una asadera fría directamente del congelador a un horno caliente, ya que se rompería. Recalienta la cazuela en el horno a 150 °C (300 °F) hasta que esté completamente caliente. Tras descongelar y recalentar la cazuela, puede quedar algo más liquída, pero el sabor seguirá siendo bueno.


También puede gustarte


2 comentarios

  1. Maria
    Hola.
    Una consulta, la gente con hipotiroidismo puede hacer este tipo de dieta
    Respuesta: #2
  2. ¡Hola, María!
    Esta forma de alimentación le viene muy bien al hipotiroidismo. Puedes revisar algunas de nuestras historias de éxito donde podrás leer qué tan bien les ha ido a numerosos lectores con hipotiroidismo al hacer alimentación low carb.
    Tienes también más información en nuestra guía de controversias.

Dejar una respuesta

Respuesta al comentario #0 por