Croquetas de jamón serrano bajas en carbohidratos

Croquetas de jamón serrano bajas en carbohidratos

Ya no tenemos que extrañar la crujiente costra y cremoso relleno de las croquetas que tantos carbohidratos contienen. Aquí te dejamos una versión baja en carbohidratos inspirada en este clásico español.

Croquetas de jamón serrano bajas en carbohidratos

Ya no tenemos que extrañar la crujiente costra y cremoso relleno de las croquetas que tantos carbohidratos contienen. Aquí te dejamos una versión baja en carbohidratos inspirada en este clásico español.
EE.UU.Métrico
4 porciónporciones

Ingredientes

  • 14 oz. 400 g raíz de apio, pelada y cortada
  • 1 cda. 1 cda. mantequilla
  • 1 1 diente de ajo pequeño peladodientes de ajo pequeño pelado
  • 1 pizca 1 pizca nuez moscada molida
  • 2 2 huevo medianos, cantidad divididahuevos medianos, cantidad dividida
  • 9 oz. 250 g jamón serrano rebanado
  • ½ taza 125 ml (60 g) almendra molida
  • 1½ cda. 1½ cda. cebolla molida
  • ½ taza 125 ml (110 g) aceite de coco o aceite de aguacate
Para servir
  • 4 cda. 4 cda. (50 g) mayonesa de aceite de oliva o aguacate
  • ½ cdta. ½ cdta. pimentón español
  • 1 1 limón amarillo cortado en cuñaslimones amarillo cortado en cuñas
  • ½ cdta. ½ cdta. perejil fresco para adornar

Instrucciones

Las instrucciones son para 4 porciones. Modifícalas según sea necesario.

  1. Hervir la raíz de apio hasta que esté tierna al pinchar con un tenedor (unos 15 minutos). Retirar del agua y dejar enfriar a temperatura ambiente.
  2. Colocar la raíz de apio en el procesador junto a la mantequilla, ajo, nuez moscada y uno de los huevos. Procesar hasta que obtengas un puré muy suave y sin ningún grumo.
  3. Agregar el jamón y procesar hasta que esté picado muy finamente, casi deshecho.
  4. Verter la mezcla en un recipiente para congelador, tapar, y congelar por 3 horas.
  5. Dividir la mezcla en porciones (2 por persona). Darles forma a las croquetas.
  6. Mezclar harina de almendras y el polvo de ajo y colocar sobre un plato.
  7. En otro recipiente batir el huevo.
  8. Cubrir las croquetas con un poco de harina, luego bañarlas en el huevo, y cubrir nuevamente con harina de almendras hasta que no estén ya muy pegajosas.
  9. Colocar las croquetas sobre una bandeja y llevar de nuevo al congelador por una hora.
  10. Calentar el aceite en una sartén pequeña a temperatura media 175 ºC [350 ºF].
  11. Usando una coladera, colocar una croqueta cuidadosamente en el aceite.
  12. Freír de una en una, volteando hasta que se tornen dorado claro por todos lados. Retirar del aceite y colocar sobre una toalla de papel para absorber el exceso de aceite.
  13. Mezclar la mayonesa con el pimentón. Servir la mayonesa y el limón junto a las croquetas. Adornar con el perejil.

También puede gustarte


Dejar una respuesta

Respuesta al comentario #0 por