Ensalada antipasto

Ensalada antipasto

Esta sustanciosa ensalada antipasto está repleta de embutidos italianos tradicionales y cubierta con chile desmenuzado y albahaca. Es baja en carbohidratos, está cargada de sabor y además no tienes que cocinar nada.

Ensalada antipasto

Esta sustanciosa ensalada antipasto está repleta de embutidos italianos tradicionales y cubierta con chile desmenuzado y albahaca. Es baja en carbohidratos, está cargada de sabor y además no tienes que cocinar nada.
EE.UU.Métrico
2 porciónporciones

Ingredientes

  • 10 oz. 275 g lechuga romana
  • 2 cda. 2 cda. perejil fresco, picado
  • 5 oz. 150 g (325 ml) queso mozzarella
  • 3 oz. 75 g jamón de Parma
  • 3 oz. 75 g salami
  • 5 oz. 150 g alcachofas en lata
  • 3 oz. 75 g pimientos rojos asados en conserva
  • 1 oz. 30 g tomates secos en aceite
  • 3 cda. 3 cda. aceitunas
  • 4 cda. 4 cda. aceite de oliva
  • 13 taza 75 ml albahaca fresca
  • 1 1 ají rojo, finamente picadoajíes rojos, finamente picado
  • ½ cda. ½ cda. sal marina

Instrucciones

Las instrucciones son para 2 porciones. Modifícalas según sea necesario.

  1. Trocear o cortar la lechuga en trozos pequeños. Colocarla en platos o en una bandeja grande. Añadir el perejil.
  2. Distribuir los ingredientes del antipasto por encima.
  3. Añadir la albahaca, los pimientos finamente picados y la sal en un mortero o un tazón pequeño. Machacar con una cuchara de madera o usar el mortero. Espolvorear sobre la ensalada y rociar con aceite de oliva.

¡Consejo!

Esta ensalada está basada en los clásicos embutidos italianos, pero siempre puedes personalizarla a tu gusto. Por ejemplo, puedes reemplazar el jamón y el salami con atún o caballa en salsa de tomate. También puedes añadir restos de pollo, camarones marinados o carne de cangrejo. Para obtener más proteínas, añade algunos huevos duros.


También puede gustarte


Dejar una respuesta

Respuesta al comentario #0 por