¿La glucemia en ayunas es más alta con low carb o keto? Cinco cosas que debemos saber

La primavera pasada, después de 18 meses de gran éxito con la dieta keto, evalué mi azúcar en sangre en ayunas con el monitor de glucosa de mi casa por primera vez en muchos meses. El resultado me sorprendió.

Cuando me diagnosticaron prediabetes en otoño de 2015 compré el dispositivo que también analiza las cetonas. Cuando me embarqué en la dieta keto baja en carbohidratos me tomaba análisis de sangre con regularidad. Pronto, el azúcar en sangre en ayunas estuvo en un rango saludable de nuevo. Estaba en cetosis óptima día tras día. No solo eso, sino que perdí 5 kg y me sentí fantástica, llena de energía, sin hambre ni antojos. En poco tiempo pude predecir los resultados del medidor en función de lo que hacía o comía. Entonces, guardé el medidor y seguí con mi feliz y saludable vida keto.

Cuando mi médico me ordenó algunas pruebas de laboratorio esta primavera, volví a sacar el medidor. Si bien no tenía problemas de salud, mi presión arterial era excelente y mi peso estable, mi médico quería ver cómo estaban mi colesterol, lípidos, HbA1c y glucosa en ayunas en mi dieta keto, y yo también tenía curiosidad.

Para verificar la precisión de mi medidor con los resultados de laboratorio, en la mañana de la prueba me senté en mi auto afuera de la clínica a las 7:30 am y me pinché el dedo. Esperaba ver una glucosa en sangre medida en ayunas (FBG, por sus siglas en inglés) de 4,7 o 4,8 mmol/l (85 mg/dl).

¡Era de 5,8! (103 mg/dl). ¿Cómo? Dejé la prueba a un lado y volví a casa: no quería que mi médico me advirtiera de que era prediabética de nuevo cuando no tenía una explicación para ese resultado tan alto.

A la mañana siguiente volví a probar: ¡5,9! (104). ¿¡Cómo!?

Durante las siguientes dos semanas hice una prueba cada mañana. Sin importar lo que hiciera, mi glucosa en sangre en ayunas estaba entre 5,7 y 6,0 (102 a 106 mg / dl); de nuevo, el rango prediabético.

Una mañana, después de un sueño inquieto, llegó hasta 6,2 mmol / l (113 mg/dl). Pero mis cetonas seguían en un óptimo 1,5-2,5 mmol/l y todavía estaba quemando grasa, no glucosa. Cuando evalué mi sangre después de las comidas, la glucosa apenas se movió. Mis gráficos, que subo a SugarStats, eran casi una línea recta, con la lectura más alta de la glucosa en sangre del día de 12 a 14 horas después de cualquier comida.

¿Qué estaba pasando?

Mucha gente se pregunta: “¿por qué mi glucosa en ayunas es más alta con una dieta baja en carbohidratos?”. Decenas de foros de paleodieta y dieta cetogénica abordan este tema. Parte de la información genera temor, con afirmaciones no demostradas de que una dieta baja en carbohidratos podría provocar diabetes en lugar de revertirla. Algunas opiniones en los foros incluso dicen que abandonaron la dieta keto por temor a niveles más altos de glucosa en sangre en ayunas.

Pero no tengas miedo. Hemos investigado la literatura médica y consultado con los principales expertos. Esto es lo que necesitas saber:

1. Tranquilízate, es normal, se llama “ahorro adaptativo de glucosa”

“Definitivamente vemos que en las personas que consumen bajas dosis de carbohidratos a largo plazo, la glucosa en ayunas se convierte en el valor de glucosa más alto del día”, dice la Dra. Sarah Hallberg. “En realidad no están teniendo problemas con el azúcar en la sangre. Lo están haciendo muy bien. Pero si revisas los registros de 24 horas de glucosa en la sangre, verás un pico a primera hora de la mañana y luego una disminución constante a lo largo del día, sin grandes cambios [en niveles de glucosa] incluso después de las comidas”.

El nombre científico es “resistencia fisiológica a la insulina” y es algo bueno, a diferencia de la “resistencia patológica a la insulina”.

Los visitantes habituales habrán escuchado al Dr. Jason Fung, al Dr. Ted Naiman, y a Ivor Cummins decir que el tipo “patológico” de resistencia a la insulina es causado por niveles más y más altos de insulina, la hiperinsulinemia, que tratan de forzar la glucosa en células recargadas. Esa resistencia a la insulina es una característica visible de la diabetes tipo 2, del síndrome del ovario poliquístico (SOP) y de otras afecciones crónicas.

La resistencia fisiológica a la insulina puede llamarse “mecanismo de ahorro adaptativo de la glucosa”, un nombre que muchos han propuesto para reducir la confusión. El Dr. Ted Naiman la describe como músculos que están en un “modo de rechazo a la glucosa”.

Antes de adaptarse a la dieta cetogénica, los músculos eran los lugares principales para absorber y usar la glucosa de la sangre para obtener energía. Sin embargo, en una dieta keto a largo plazo, ahora prefieren la grasa como combustible. Así que los músculos se resisten a la acción de la insulina para llevar el azúcar a las células para obtener energía, que básicamente nos están diciendo: “Ya no queremos o necesitamos tu azúcar, así que sigue adelante”. Y como consecuencia, la glucosa que circula por la sangre es algo elevada pero, en general, estable.1

¿De dónde proviene la glucosa cuando no consumes azúcar y sólo carbohidratos vegetales de hoja en tu dieta? Tu hígado, a través de la gluconeogénesis, crea glucosa a partir de fuentes que no son carbohidratos, como el lactato, el glicerol y los aminoácidos glucogénicos de las proteínas. Es un proceso de protección natural que consiguió el homo sapiens a través de cientos de miles de años de banquetes y hambrunas.

“No hay una necesidad básica de carbohidratos en la dieta porque los humanos poseen una capacidad robusta para adaptarse a baja disponibilidad de carbohidratos”, dice el Dr. Jeff Volek. “En el hígado de una persona adaptada a la dieta keto, la producción de cetona aumenta dramáticamente para desplazar a la glucosa como fuente primaria de energía para el cerebro, mientras que los ácidos grasos suministran la mayor parte de la energía para los músculos esqueléticos. La producción de glucosa a partir de fuentes que no son carbohidratos a través de la gluconeogénesis suministra carbonos para las pocas células dependientes de la glucólisis [que usan el azúcar para obtener energía]”2

¿Por qué los niveles de azúcar en la sangre son más altos por la mañana? Es por el fenómeno del amanecer, cuando el cortisol, la hormona de crecimiento, la adrenalina y la hormona glucagón inducen al hígado de manera pulsátil para que produzca azúcar y uno pueda levantarse y moverse empezando el día, estimulando la gluconeogénesis para las células que necesitan glucosa.

“Es tu cuerpo que está preparándote el desayuno”, señala una publicación que analiza este fenómeno tan común, “excepto que cuando tus músculos están adaptados a la grasa, no lo quieren”.3

La prueba HbA1c estima el nivel promedio de glucosa en la sangre en los tres meses anteriores, contando la cantidad de moléculas de glucosa atrapadas en los glóbulos rojos. En una dieta baja en carbohidratos, la HbA1c será casi siempre más baja de lo que sugiere la glucosa en sangre en ayunas, mostrando que un buen control de la glucosa, o la diabetes tipo 2, no son un problema para esa persona.4

2. La insulina es baja, una diferencia importante

Como publicó en 2017 el Dr. Naiman, las pruebas de glucosa en sangre en ayunas, sin evaluar la insulina en ayunas, dicen muy poco. Esto se debe a que dos personas podrían tener exactamente los mismos niveles de glucosa en sangre en ayunas y tener niveles de insulina circulante muy diferentes5

Se trata de la relación entre la glucosa y la insulina y cómo funcionan en conjunto. Se conoce como evaluación del modelo homeostático de resistencia a la insulina o HOMA-IR. El nombre puede sonar complicado, pero simplemente significa que el cuerpo siempre está tratando de mantener sus sistemas esenciales balanceados o en equilibrio; esto se conoce como homeostasis. La insulina actúa contra la glucosa en un intento por mantener estables los niveles de azúcar en la sangre, es decir, en homeostasis.6

En una persona, por ejemplo, alguien con prediabetes, diabetes tipo 2 o síndrome de ovario poliquístico, la insulina puede ser impulsada con el tiempo en cantidades cada vez más altas solo para mantener el nivel de azúcar en la sangre relativamente estable. Aunque la glucosa en sangre en ayunas aún podría estar en el rango normal, está utilizando cantidades crecientes de insulina para mantenerla allá. A medida que se desarrolla la resistencia a la insulina, y la insulina se vuelve cada vez más ineficaz para reducir los niveles de azúcar en la sangre, los niveles de azúcar en la sangre aumentarán demasiado.

En un segundo individuo, alguien que ha estado haciendo dieta keto durante varios meses y ahora quema grasas para obtener energía, el páncreas solo pulsa pequeñas cantidades de insulina para mantener estable la glucosa. Por lo tanto, ahora ya no es resistente a la insulina, pero es muy sensible a ésta y solo necesita pequeñas cantidades para mantener la glucosa bajo control.

La gráfica del Dr. Naiman muestra que, si se conoce la glucemia y la insulina en ayunas, la ecuación HOMA-IR puede indicar cuán sensible o resistente a la insulina es la persona. Si el nivel de azúcar en sangre en ayunas es 5,7 (103) y la insulina también es alta, más de 12 μU / ml, entonces la persona es resistente a la insulina y está en camino a la diabetes tipo 2. Si el nivel de azúcar en la sangre de una persona es de 5,7, pero la insulina en ayunas es inferior a 9 μU / ml, entonces es sensible a la insulina y es probable que esté en modo de rechazo de la glucosa en una dieta baja en carbohidratos.

La mayoría de los médicos todavía no piden evaluar la insulina en una prueba de glucosa en sangre en ayunas. Normalmente debes pedirles que la soliciten.7

3. Comprender el cortisol y su impacto en la glucosa en sangre.

Todos vivimos vidas estresantes, pero a algunos de nosotros nos cuesta más reducir o liberar nuestro estrés. Esto puede manifestarse en inquietud, falta de sueño, insomnio o sentimientos de ansiedad o tensión constante. El cortisol es la hormona del estrés que regula la respuesta fisiológica de “lucha o huida”. Y tiene una influencia directa en nuestros niveles de glucosa.

“Una estimulación prolongada del cortisol elevará los niveles de glucosa en la sangre”, señala el Dr. Jason Fung, quien escribió un capítulo completo sobre la hormona del estrés en su libro superventas de 2016 El código de la obesidad.8 En él describe cómo el cortisol, liberado de las glándulas suprarrenales, envía un mensaje al cuerpo para que libere glucosa y se prepare para una amenaza percibida, estimulando la gluconeogénesis en el hígado. En tiempos prehistóricos, esa oleada de energía de glucosa se usaba, generalmente, para luchar o huir de la amenaza. Pero en la vida actual, en general el estrés no se libera, la energía no se utiliza, lo que puede llevar a niveles de glucosa más altos y prolongados (y niveles de insulina más altos para tratar de reducirlo).

La enfermera estadounidense Kelley Pound, una educadora en alimentación baja en carbohidratos en diabetes que bloguea en el sitio LowcarbRN, utilizó un monitor de glucosa continuo, que analiza los niveles de azúcar en la sangre cada 5 minutos para ver cómo los alimentos y los estímulos impactaron su nivel de glucosa a lo largo del día. Descubrió que incluso mientras comía carbohidratos bajos, fue el estrés el que tuvo el mayor impacto en sus lecturas, mucho más que cualquier alimento bajo en carbohidratos. “Mi glucosa en la sangre alcanza 20 a 30 puntos más en las mañanas en las que no dormí por lo menos 7 horas”, dijo Pound, quien decidió enfocarse en la reducción del estrés como una parte clave del control de la diabetes. “Trabajar tan duro para mantener la glucosa en sangre controlada con la dieta, solo para que se vuelva loca con el estrés, es hacer fracasar mis metas”.

Yo también descubrí el mismo impacto del estrés, especialmente con lo relativo a las horas de sueño. Desde esta primavera estoy haciendo yoga desde temprano en la noche, concentrándome en otras actividades para reducir el estrés (pintar y tocar la guitarra por la noche en lugar de escanear Facebook o ver las noticias) y usar tapones para los oídos y un protector de ojos para ayudar a garantizar una mejor noche de sueño. Al hacerlo, mi glucosa en sangre en ayunas vuelve al rango normal a la mañana siguiente.

Beber un vaso o dos de vino por la noche también puede disminuir las lecturas, ya que el hígado metaboliza el alcohol antes de recurrir a la gluconeogénesis, pero no quiero tomarlo todos los días.

4. Los medidores de glucosa pueden dar lecturas falsas.

Si bien hay razones fisiológicas que generan lecturas de glucosa más altas, hay también razones técnicas. La Administración Federal de Medicamentos de EE.UU. permite que los monitores de glucosa para el hogar tengan una variación del 15% en los resultados. Eso significa que una lectura de 100 mg/dl podría ser en realidad tan baja como 85 mg/dl o tan alta como 115, ¡una gran variación!9

Dave Feldman, el ingeniero de software que ha descifrado el Código del colesterol, ha publicado un blog sobre la variación del medidor de glucosa, graficando y tomando fotografías de sus dos medidores de glucosa al medir la misma gota de sangre. Esperaba que su punto de ajuste de glucosa en la sangre fuera más alto debido a su alimentación keto de largo plazo y se sorprendió por la variación a veces enorme en los resultados. Señala que cada vez que obtiene un resultado inesperado, toma tres lecturas, todas a unos pocos minutos de diferencia, y luego promedia el resultado.

Otros investigadores han notado que pueden resultar lecturas falsas al pincharse el dedo para obtener sangre con manos que tienen restos diminutos de azúcar o comida (solo al tocar una fruta). La deshidratación también aumenta los resultados. Uno debe lavarse las manos antes de la prueba, pero algunos jabones tienen aditivos como miel o una fragancia que puede persistir en los dedos y distorsionar las lecturas. Además, las tiras que están demasiado calientes o demasiado frías, u otras condiciones ambientales como mucha altitud, pueden producir lecturas más altas o más bajas. Incluso diferentes lotes de tiras pueden producir resultados diferentes en el mismo medidor.

Ahora, como Feldman, cada vez que obtengo una lectura inusualmente alta, tomo otra lectura. Muchas veces resulta varios puntos más baja.10

5. Unas palabras sobre DALA – Diabetes autoinmune latente en adultos

Si toda la información en este post no te ayuda a comprender un aumento de la glucosa en sangre en la dieta baja en carbohidratos, y la glucosa en la sangre sigue aumentando más y más, no sólo en la mañana sino en otras horas del día, puede haber un problema potencial de diabetes autoinmune latente en adultos, también llamada a veces diabetes tipo 1.5.11

Tanto la Dra. Hallberg como el Dr. Fung dicen que muchas veces encuentran una diabetes DALA entre pacientes que pueden haber sido diagnosticados erróneamente con diabetes tipo 2 y en su lugar tienen DALA.

La DALA es como la diabetes tipo 1 en el sentido de que los anticuerpos atacan a las células del páncreas productoras de insulina, pero surgen en la edad adulta, no en la niñez ni en la adolescencia. Los investigadores de la diabetes señalan que la DALA también tiene características de la diabetes tipo 2, pero los pacientes generalmente son más delgados y pasan a necesitar insulina más rápido porque sus células beta productoras de insulina han sido atacadas por anticuerpos. Los índices más altos de DALA se encuentran en el norte de Europa, con hasta un 14% de los diabéticos tipo 2 que efectivamente la tienen.12

“Analizo el péptido C sérico y la insulina en todos los que participan de mi programa Manejo Intensivo de la Dieta”, señala el Doctor Fung. “los examino de nuevo regularmente y muchas veces toma de 6 meses a 1 año en confirmar el diagnóstico. Sospecho que alrededor del 5-10 % de mis pacientes con tipo 2 son en realidad DALA”. El Doctor Naiman tiene experiencias y rutinas similares.13

Afortunadamente, al igual que para la diabetes tipo 1 o tipo 2, la dieta keto baja en carbohidratos es una buena forma en que las personas con DALA mantengan el azúcar en la sangre lo más estable posible. Si necesitan inyectarse insulina, la ingesta baja en carbohidratos les permite usar la menor cantidad de insulina posible para controlar los niveles altos de azúcar en la sangre. “Puede que no desacelere el progreso de la destrucción de las células beta, pero los carbohidratos bajos son una estrategia terapéutica muy exitosa para reducir la dependencia a la medicación”, señala el Dr. Fung.

Conclusión

Después de toda esta investigación sobre los niveles de glucosa en ayunas con una dieta keto baja en carbohidratos, ya no estoy preocupada por mis lecturas matutinas. Ahora, con un mayor enfoque en la reducción del estrés y en mejorar el sueño, están generalmente en un rango normal de todos modos, sigo en una cetosis óptima y puedo seguir con mi feliz y saludable vida Keto.

Y, por cierto, cuando finalmente fui a mi prueba de laboratorio, obtuve excelentes resultados. Mis lípidos y colesterol fueron excelentes y mi HbA1c fue un saludable 5,3%. “Sigue haciendo lo que haces”, dijo mi médico. “Eres la imagen de una salud espléndida”.


Anne Mullens

¿Te ha gustado esta guía?

Esperamos que la hayas disfrutado y te sirva de ayuda. Nos gustaría aprovechar esta oportunidad para contarte que Diet Doctor no se financia con anuncios, ni acepta dinero de otras empresas del sector ni vende ningún tipo de producto. Nos financiamos exclusivamente gracias a nuestros miembros, personas que desean apoyarnos en nuestro objetivo de empoderar a gente de todo el mundo para que logren mejorar su salud.

¿Te gustaría unirte a nosotros en nuestra misión de dar a conocer la alimentación baja en carbohidratos?

Haz clic aquí para más información

Más

La dieta cetogénica para principiantes

Cómo corregir la diabetes de tipo 2

El fenómeno del amanecer: ¿por qué sube el azúcar en la sangre al amanecer?

Anteriormente

Todas las publicaciones de Anne Mullens

Diabetes

Dr. Fung

Dr. Hallberg

Una dieta baja en carbos para revertir la diabetes de tipo 2
 
 
 

  1. Reddit: No la llamemos resistencia fisiológica a la insulina (en inglés)

  2. Metabolismo: características metabólicas de corredores de alta resistencia adaptados a la dieta keto (en inglés)

  3. Low Carb RN: Diabetes – una enfermedad de intolerancia a la glucosa (en inglés)

  4. Heads Up Health: pruebas de laboratorio de dietas bajas en carbohidratos –Parte 1 – pruebas de azúcar en sangre (en inglés)

  5. Heads Up Health: pruebas de laboratorio de dietas bajas en carbohidratos – Parte 2 – pruebas de insulina en ayunas (en inglés)

  6. Heads Up Health: pruebas de laboratorio de dietas bajas en carbohidratos – Parte 3 – HOMA-IR (en inglés)

  7. Heads Up Health: pruebas de laboratorio de dietas bajas en carbohidratos – Parte 2 – pruebas de insulina en ayunas (en inglés)

  8. En Diet Doctor no mostramos anuncios, no usamos ningún enlace de afiliados, no vendemos productos ni sacamos dinero de la industria. En lugar de eso, todo nuestro trabajo está financiado por la gente, a través de nuestra membresía opcional.  Más información

  9. FDA: sistemas de monitorización de glucosa en sangre para autodiagnóstico (en inglés)

  10. Revista mundial sobre la diabetes: diabetes autoinmune latente en adultos: una entidad clínica diferenciada pero heterogénea (en inglés)

  11. Medicina diabética: diabetes autoinmune latente en adultos: conocimiento e incertidumbre actuales (en inglés)

  12. Dr. Naiman’s comment on the topic:

    Sí, definitivamente he diagnosticado DALA y tengo pacientes que han seguido dietas bajas en carbohidratos para controlarla … tengo una paciente con DALA que requirió insulina durante un embarazo antes de la dieta baja en carbohidratos, pero ahora puede permanecer sin medicamentos siempre y cuando sea muy cuidadosa con la dieta. La producción de insulina es baja, pero no tan baja como para tener que usar insulina. Como rutina, examino anticuerpos en casi todos los pacientes diabéticos nuevos, así como los niveles de insulina (o péptido C si están con tratamiento con insulina) porque quiero saber lo siguiente sobre todos mis pacientes diabéticos:

    • ¿Tienen RESISTENCIA a la insulina, y si es así, cuánto?
    • ¿Tienen DEFICIENCIA de insulina, y si es así, cuánto?
    • ¿Tienen un componente autoinmune y está empeorando con el tiempo?