Lo que necesitas saber sobre la glucosa en sangre

Quizás te han dado un diagnóstico de prediabetes o diabetes y compraste un medidor de glucemia. O quizás tienes algún antecedente en la familia. Quizás solo sientes curiosidad por saber qué influencia tienen los alimentos en los niveles de glucemia y estás dispuesto a sacrificar unas cuantas gotas de sangre para averiguarlo.

Si es la primera vez que vas a tomar pruebas de glucosa en sangre, puedes estar tranquilo, son fáciles de hacer.

Si tienes diagnosticada diabetes desde hace tiempo, probablemente hayas seguido tu nivel de azúcar en sangre durante años. Pero si recientemente has decidido intentar una dieta baja en carbohidratos o cetogénica, es necesario que comprendas tus resultados en el contexto del nuevo patrón alimentario.

Tengas experiencia o no, medir la glucemia puede ayudar a identificar qué patrones dietéticos bajan el azúcar en la sangre a lo largo del tiempo. También puede ayudarte a identificar qué alimentos específicos desencadenan los picos de glucosa en sangre.


1. Empezar con las mediciones

En el mercado hay muchos medidores de nivel de glucosa en sangre (también conocidos como medidores de glucosa o glucómetros) y la mayoría son bastante económicos.

Sin embargo, asegúrate de que las tiras reactivas para el medidor sean económicas y que estén disponibles. El costo real de la prueba de glucemia yace en el costo de las tiras, que pueden usarse solo una vez y que expiran después de una fecha determinada.

Además de un medidor y de las tiras, necesitarás un “lancetero” que es un pequeño dispositivo para “disparar” la lanceta o aguja para pinchar rápidamente el dedo sin (casi) producir dolor. Estas agujas son muy baratas y se desechan después de cada uso. La mayoría de los glucómetros vienen con un lancetero y una docena de agujas (lancetas) de recambio.

Cómo medir el nivel de glucosa en sangre

Lee atentamente las instrucciones que vienen con el medidor de glucemia y síguelas con precaución. Para la mayoría de los medidores, el procedimiento general es el siguiente:

  • Con las manos limpias, coloca una tira de prueba en el medidor de glucemia.
  • Pincha en la parte lateral de la yema de un dedo con la lanceta para sacar una gota de sangre.
  • Coloca la punta de la tira reactiva en la gota de sangre.
  • Después de unos segundos, el glucómetro dará el valor de la medición.

Muchos medidores de glucemia mantienen un registro de las lecturas durante varios días o semanas. Si bien el medidor almacena estas lecturas, es una buena idea registrar aparte la fecha, hora y otros datos; para compartir con el proveedor de atención médica o para tus propios fines. Usa un ordenador portátil, un programa de hojas de cálculo, o una aplicación en el celular para llevar registro de tus lecturas.

Cuándo medir la glucemia

Si el médico dio instrucciones específicas acerca de cuándo medir la glucemia, debes seguir sus instrucciones.

Muchas personas controlan sus niveles de glucosa en sangre a primera hora de la mañana, antes de comer. Como esto significa no haber comido durante unas 8 a 10 horas, la medición en este momento del día se llama “glucemia en ayunas“. Es una buena idea medir el nivel de glucosa en sangre cada día a la misma hora.

También se puede medir la glucemia justo antes de comer (nivel preprandial) o después de una comida (nivel postprandial). Si te dieron la instrucción de medir el nivel de glucosa en sangre al cabo un determinado tiempo después de comer, debes comenzar a cronometrar el tiempo en el momento en que comienzas a comer.1


Prueba de glucosa en sangre para la diabetes

2. ¿Cuál es un nivel normal de glucemia?

Las estimaciones sobre los niveles de glucosa en sangre “normales” se basan en personas que comen una dieta americana estándar. En general, este tipo de dieta está compuesta por aproximadamente el 50 % de las calorías provenientes de carbohidratos, el nutriente que más tiende a elevar el nivel de glucosa en la sangre. 2

Si la ingesta de carbohidratos es mucho menor, puede que el nivel “normal” sea diferente. Puedes revisar más abajo en esta guía respecto a para obtener más información.

Los niveles de glucemia en ayunas

El nivel de glucosa en sangre en ayunas normal en alguien que no tiene diabetes está generalmente entre 70 y 100 mg/dl (3,9 a 5,6 mmol/L).

Si la glucemia en ayunas se encuentra constantemente en el intervalo de 100 a 125 mg/dl (5,6 a 6,9 mmol/L), puede ser signo de prediabetes, que también se conoce como una glucemia alterada en ayunas.

Si el nivel de glucosa en ayunas es superior a 126 mg/dl (7,0 mmol/l) en dos mediciones diferentes, entonces es probable que la persona tenga diabetes.

Si estás preocupado por las mediciones que estás obteniendo, especialmente si ya estás en una dieta baja en carbohidratos, puedes consultar la sección de esta guía sobre . Unas cuantas mediciones de glucosa en sangre no siempre proporcionan una imagen precisa de la salud.

Glucemia después de las comidas

Si el médico no ha dado instrucciones específicas sobre cuánto tiempo después de la comida debes tomar la prueba de glucemia, puedes intentar medirla 1 hora a 2 horas después de que comenzaste a comer. La lectura más alta es a la que se debe prestar atención porque los niveles de glucosa en sangre son propensos a alcanzar el pico en diferentes momentos.

Que tan rápido y alto aumente tu glucosa en sangre después de comer está determinado fundamentalmente por la capacidad de tu organismo para manejar los carbohidratos.3

Para las personas que no tienen diabetes, los niveles de glucosa en sangre llegan a sus niveles más altos típicamente alrededor de una hora después del inicio de una comida.4 Sin embargo, en las personas con diabetes tipo 2, es más frecuente que el pico de glucosa en sangre se alcance dos horas después del comienzo de una comida.5 Por esta razón, usualmente se le aconseja a las personas con diabetes medir su glucemia dos horas después de comer.

Según la Asociación Americana de Diabetes, una lectura normal de glucemia posprandial una o dos horas después de empezar a comer debe ser inferior a 140 mg/dl (7,8 mmol/L). 6 Algunos médicos y particulares que son más cautelosos con los niveles altos de glucosa en la sangre pueden preferir usar un enfoque de restricción de carbohidratos que se centre en niveles posprandiales de glucosa en sangre de 120 mg/dl (6.7mmol/L) o menos.7

Si tu glucemia se encuentra constantemente en 140 mg/dl (7,8 mmol/L) o más, pero por debajo de los 200 mg/dl (11,1 mmol/L), en las medidas tomadas dos horas después de iniciar una comida, puede tratarse de un caso de prediabetes o de tolerancia alterada a la glucosa.8

Si las mediciones de tu glucemia están consistentemente en 200 mg/dl (11.1 mmol/L) o más dos horas después del inicio de una comida, probablemente tengas diabetes.

Si encuentras que tu glucemia, ya sea en ayunas o después de las comidas, está consistentemente por encima o por debajo de lo normal, es posible que tengas una condición médica que requiera una visita a un profesional de la salud.

Sin embargo, si encuentras que los niveles de glucosa en sangre van de repente de “normal” a “no normal” al usar un nuevo medidor o un nuevo envase de tiras reactivas, revisa el medidor y las tiras para asegurarte de que están tomando medidas correctas. Cuando un resultado es muy diferente al esperado, haz tres mediciones y usa el promedio de las tres.

Gráfico de glucosa en sangre

Se deben tomar al menos dos mediciones separadas antes de empezar a sospechar que el nivel de glucosa en sangre está demasiado alto o bajo. Consulta con tu médico sobre cualquier preocupación que puedas tener con tus resultados de glucosa en sangre.

grafico de glucosa en sangre2


 

3. Qué hacer si los niveles de glucosa en sangre son inferiores a los normales

Los niveles de glucemia que están sistemáticamente por debajo de los 70 mg/dl (3,9 mmol/L) muchas veces causan otros síntomas, tales como sensación de mareo, nerviosismo, irritabilidad, fatiga o sudoración excesiva.9

Cuando la medicación de una persona con diabetes no coincide con su ingesta de carbohidratos, pueden aparecer niveles bajos de glucemia en ayunas. Con lo cual es muy importante que le hagas saber a tu médico que llevas una alimentación baja en carbohidratos para que así se pueda ajustar la dosis del medicamento para que coincida con una menor ingesta de carbohidratos.

También pueden aparecer niveles bajos de glucemia en personas que no tienen diabetes, lo que podría ser el resultado de una grave afección médica subyacente, como por ejemplo un trastorno alimentario o un tumor. Si tienes la glucemia baja en ayunas y no tomas medicamentos para la diabetes, deberías consultar con tu médico.

Los niveles muy bajos de glucosa en sangre después de las comidas se conocen como hipoglucemia reactiva. Esta afección puede ocurrir en personas con diabetes y también en personas con niveles normales de glucemia en ayunas. Cómo debe ser tratada depende de cuál es la causa subyacente.

Una ingesta alta de carbohidratos puede causar hipoglucemia reactiva en aquellas personas que son muy sensibles a la insulina o que han experimentado una enorme pérdida de peso.10 Se ha encontrado que una dieta baja en carbohidratos y alta en proteínas mejora la hipoglucemia reactiva en adultos con cirugía para pérdida de peso.11

La hipoglucemia reactiva también puede ser un síntoma del síndrome de ovario poliquístico (SOP) que, en algunos casos, puede ser tratado con éxito con una dieta baja en carbohidratos.12


4. Qué hacer si tus niveles de glucosa en sangre más altos de lo normal

Si tu glucemia en ayunas o después de las comidas es sistemáticamente superior a lo normal, puede ser que tengas prediabetes o diabetes. Si sospechas que tienes diabetes o prediabetes, consulta con un médico tan pronto como sea posible.

Los síntomas de la diabetes, además de los niveles elevados de glucemia, pueden incluir un aumento de la sed y de la micción, fatiga intensa y hambre excesiva. Para obtener más detalles, puedes consultar nuestra guía sobre síntomas de la diabetes.


Tabla de equivalencias en cucharaditas de azucar - Unwin
Tabla de equivalencias en cucharaditas de azucar - Unwin
Tabla: Dr. David Unwin

5. Personalizar la dieta en base a la glucemia

Además de consultar con un profesional médico, hay pasos que puedes seguir para reducir los niveles de glucosa en sangre. Si controlas tu glucemia después de las comidas y llevas un registro de esas mediciones, junto con los alimentos que consumiste y en qué cantidades, es posible que puedas ver qué alimentos causan un pico.

Muchas veces, los picos de glucosa en sangre son causados por alimentos con alto contenido de carbohidratos, pero no todos los alimentos con carbohidratos son iguales respecto a cómo elevar el nivel de glucosa en sangre. Debido a que los alimentos amiláceos (con alto contenido de almidón) se digieren muy rápidamente en glucosa (también conocida como azúcar), algunos alimentos amiláceos pueden terminar provocando un impacto mucho mayor en la glucemia de lo que podríamos pensar.

Por ejemplo, si bien una banana puede parecer más dulce que una papa cocida, la papa podría tener en realidad un impacto mayor en el nivel de glucosa en sangre.13

Ya que los alimentos que contienen una gran cantidad de carbohidratos tienen un mayor impacto en la glucemia, sin importar la dieta que sigas, reducir su ingesta tiene sentido, incluso si solo un poco en cada comida.14

Nuestra guía, Comer mejor: seis pasos para bajar la montaña de carbos, puede ayudarte a mejorar la dieta de a un paso a la vez.

Y ante un diagnóstico de diabetes tipo 1 o tipo 2, esta guía alimenticia sobre los mejores alimentos para controlar la diabetes puede ayudarte a elegir correctamente tu comida y así reducir la necesidad de medicamentos para controlar la glucemia.

Aunque los carbohidratos elevan los niveles de glucosa en sangre más que otros tipos de nutrientes, a veces comer grandes cantidades de proteínas, que se encuentran en alimentos como la carne, puede causar que la glucemia suba más de lo que cabría esperar. Nuestra guía sobre la proteína puede ayudarte a encontrar una cantidad apropiada de proteínas que mantenga la glucemia bajo control.

Además, hay otros alimentos que si bien son bajos en carbohidratos pueden provocar que la glucemia suba de forma repentina. Por ejemplo, un estudio ha demostrado que tomar café (con cafeína) junto a comidas que contienen carbohidratos deteriora la capacidad del cuerpo para manejar la glucosa, y puede resultar en un aumento de los niveles de glucosa en sangre mayor de lo que esas mismas comidas lo harían sin la cafeína.15

Si un alimento o bebida parece estar provocando un pico de glucemia, puedes intentar sacarlo de tu dieta durante un par de días para ver si notas una diferencia.

Gráfico de glucosa en sangre


6. Otras maneras de medir la glucemia

Controlar tus niveles de glucosa en sangre con un glucómetro no es la única manera de medirlos. Para controlar la glucemia el médico podría evaluar la hemoglobina A1c (HbA1c) y una prueba de tolerancia a la glucosa oral (PTGO). Con mucha suerte se puede tener acceso a un monitor continuo de glucosa (CGM, por sus siglas en inglés).

La HbA1c proporciona una estimación del promedio de los niveles de glucosa en sangre a lo largo del tiempo, dando una idea del control de tu glucemia durante los últimos dos o tres meses. La prueba de la HbA1c es la medición más común para diagnosticar la diabetes tipo 2.16

Sin embargo, las pruebas de la HbA1c y las de glucemia a veces no coinciden. Con frecuencia, los niveles de HbA1c para el diagnóstico de la diabetes no identifica a las personas que de otro modo serían diagnosticadas con diabetes mediante los niveles de glucemia.17

La HbA1c es normal si está por debajo del 5,7 %. Podríamos estar hablando de prediabetes si el nivel de la HbA1c es de 5,7 % o más, pero menos de 6,5 %. En los casos de diabetes, la HbA1c es de 6,5 % o más.


HbA1c
Normal inferior a 5.7% (38.8 mmol/mol)
Prediabetes 5.7% a 6.4% (38.8 a 46.4 mmol/mol)
Diabetes 6.5% (47.5 mmol/mol) o superior
Enfoque “prudente” menos de 5.4 % (36.0 mmol/mol)

Para obtener más información acerca de las mediciones de la HbA1c y cómo se relacionan con los niveles de glucosa en sangre obtenidos con el glucómetro, puedes consultar nuestra guía completa sobre cómo interpretar la HbA1c.

Una prueba de tolerancia a la glucosa oral (a veces conocida por sus iniciales PTGO) puede ser más precisa en términos de diagnosticar la prediabetes o la diabetes.18 Esta prueba mide la glucemia dos horas después de ingerir una solución de azúcar (glucosa) de 75g. Como requiere tomar una gran cantidad de azúcar, la PTGO puede no ser una prueba muy útil para una persona que viene siguiendo una dieta baja en carbohidratos o cetogénica desde hace mucho tiempo. (más al respecto de esto en la siguiente sección de esta guía).

Un monitor continuo de glucosa (CMG) es un dispositivo portátil que, como su nombre lo dice, mide continuamente los niveles de glucosa en la sangre. Aunque son costosos y generalmente las compañías de seguros lo aprueban solo para la diabetes tipo 1, son muy precisos para medir el nivel de glucosa en sangre durante todo el día. Permite fácilmente ver las variaciones después de las comidas y obtener un promedio del nivel de glucosa en sangre durante el día.

7. Cómo una dieta baja en carbohidratos afecta las mediciones de glucemia

Si se sigue una dieta baja en carbohidratos, es muy posible que algunas formas de medir la glucemia no muestren niveles “normales”.

Por ejemplo, la glucemia en ayunas puede estar ligeramente por encima de lo normal en las personas que siguen una dieta baja en carbohidratos. Esto se debe al “ahorro adaptativo de glucosa” y al “fenómeno del amanecer“. 19La glucemia en ayunas está elevada porque el hígado está produciendo glucosa extra para preparar al cuerpo para el día.

Si estás preocupado por estos niveles, puedes medir el nivel de HbA1c, una medida de largo plazo del nivel de glucosa en sangre (hablaremos más sobre esto más adelante).

Con una dieta baja en carbohidratos, el nivel de la HbA1c será menor de lo que los niveles de glucemia en ayunas podrían prever, ya que tu glucemia probablemente no aumente mucho después de las comidas.

Para las personas que han estado en una dieta baja en carbohidratos durante un largo tiempo, una prueba PTGO podría mal diagnosticar un caso de diabetes. Como el cuerpo ya no está adaptado al azúcar y está adaptado a la grasa, la prueba dará un diagnóstico de diabetes cuando en realidad la afección no está presente.

Si el médico pide una prueba oral de tolerancia a la glucosa y deseas hacerla, empieza a consumir carbohidratos y azúcar unos tres días antes del examen.

Por otro lado, si estás en una dieta cetogénica y tienes niveles elevados de cetonas, tu glucemia podría estar por debajo de 70 mg/dL (3.9 mmol/L) de forma natural o algo más baja. En este caso, como las cetonas están alimentando el cuerpo, probablemente no estén presentes los síntomas típicos de hipoglucemia como temblores o mareos.20

Controlar la glucemia puede ser una manera sencilla de mantener un registro de los efectos que los distintos alimentos tienen sobre el cuerpo. Sin embargo, es importante recordar que el nivel de glucosa en sangre, como el peso, es sólo un número. Entrar en pánico cuando una mañana la glucemia en ayunas sea de 102 mg/dL (5.7 mmol/L) añade tensión adicional innecesaria al resto del día, y no es beneficiosa para la salud.

Usa sabiamente el glucómetro, como una herramienta más en tu arsenal de cuidados a la salud.

 

/ Adele Hite, PhD MPH RD

¿Te ha gustado esta guía?

Esperamos que la hayas disfrutado y te sirva de ayuda. Nos gustaría aprovechar esta oportunidad para contarte que Diet Doctor no se financia con anuncios, ni acepta dinero de otras empresas del sector ni vende ningún tipo de producto. Nos financiamos exclusivamente gracias a nuestros miembros, personas que desean apoyarnos en nuestro objetivo de empoderar a gente de todo el mundo para que logren mejorar su salud.

¿Te gustaría unirte a nosotros en nuestra misión de dar a conocer la alimentación baja en carbohidratos?

Haz clic aquí para más información


Comentarios

  1. Diabetes Care 2001: Glucemia posprandial (artículo en inglés) [revisión no sistemática; sin calificar]

  2. Las investigaciones demuestran que los carbohidratos aumentan la glicemia más de lo que lo hacen las grasas o las proteínas:

    Diabetes Care 2004: Carbohidratos en la dieta (clase y cantidad) en relación a la prevención y el manejo de la diabetes (artículo en inglés) [revisión no sistemática; sin calificar]

    Nutrition & Metabolism 2019: Respuesta glucémica posprandial en la población adulta no diabética: el efecto de los nutrientes es diferente entre hombres y mujeres (artículo en inglés) [evidencia muy débil]

  3. Clinical Diabetes 2004: Centrándose en la glucosa plasmática: preprandial versus posprandial (artículo en inglés) [revisión no sistemática; sin calificar]

  4. Journal of Diabetes Science and Technology 2007: Perfiles continuos de glucosa en personas sanas, bajo condiciones cotidianas y luego de diferentes comidas (artículo en inglés) [estudio no controlado; evidencia débil]

  5. Diabetes Care 2001: Glucemia posprandial (artículo en inglés) [revisión no sistemática; sin calificar]

  6. Diabetes Care 2001: Glucemia posprandial (artículo en inglés) [revisión no sistemática; sin calificar]

  7. Esto se basa mayormente en experiencia clínica [evidencia débil]

  8. Si estás tomando medicamentos para la diabetes y obtienes mediciones de glucemia en ese rango, es probable que todavía tengas diabetes.

    Los criterios de la ADA para el “control adecuado” de la diabetes tipo 2 incluyen niveles de glucosa en sangre inferiores a 180 mg/dl dos horas después de una comida.

  9. The American Journal of Medicine 2014: Hipoglucemia (artículo en inglés) [revisión no sistemática; sin calificar]

  10. Diabetes & Metabolism 2000: Hipoglucemia reactiva posprandial (artículo en inglés) [revisión no sistemática; sin calificar]

  11. The American Journal of Clinical Nutrition 2019: Mecanismos de acción de una dieta reducida en carbohidratos y alta en proteína para la reducción del riesgo de hipoglucemia posprandial luego de una derivación gástrica en Y de Roux (artículo en inglés) [Estudio no controlado; evidencia débil]

  12. Nutrition and Metabolism 2005: Los efectos de una dieta baja en carbohidratos y cetogénica para el síndrome de ovario poliquístico: un estudio piloto
    (artículo en inglés) [estudio no aleatorizado; evidencia débil]

    Nutrients 2017: El efecto de las dietas bajas en carbohidratos sobre las hormonas de fertilidad y sus resultados en mujeres con sobrepeso y obesidad: una revisión sistemática (artículo en inglés) [revisión sistemática de estudios aleatorizados y no aleatorizados; evidencia moderada]

  13. Journal of Insulin Resistance 2016: Es la respuesta glucémica y no el contenido de carbohidratos de los alimentos lo que importa en la diabetes y la obesidad: el índice glucémico revisado (artículo en inglés) [revisión/serie de casos; evidencia débil]

  14. Diabetes Care 2019: Terapia nutricional para adultos con diabetes o prediabetes: un informe (artículo en inglés) [informe; sin calificar]

  15. American Journal of Clinical Nutrition 2008: El consumo de café con cafeína deteriora la homeostasis de la glucosa en sangre en respuesta a las comidas de alto y bajo índice glucémico en hombres sanos (artículo en inglés) [ensayo aleatorizado; evidencia moderada]

  16. Current Diabetes Review 2018:Validez del diagnóstico y utilidad clínica de las pruebas de la HbA1C para la diabetes mellitus tipo 2 (artículo en inglés) [revisión no sistemática; sin calificar]

  17. American Journal of Medicine 2011: Las implicaciones del uso de la hemoglobina A1c para diagnosticar diabetes mellitus (artículo en inglés) [revisión no sistemática; sin calificar]

  18. La prueba de HbA1c subestima significativamente la prevalencia de diabetes (artículo en inglés) [estudio no publicado; sin clasificar]

  19. Diabetes Care 2013: Treinta años de investigación en el Fenómeno del Amanecer: lecciones para optimizar el control del azúcar en sangre en personas con diabetes (artículo en inglés) [revisión no sistemática; sin calificar]

  20. Esto se basa mayormente en experiencia clínica [evidencia débil]