¿Tus amigos delgados pueden devorar carbos? Quizá sean sus genes

Cadena de ADN

No es una gran sorpresa, pero un nuevo estudio genético ha confirmado por qué algunas personas pueden comer todo lo que quieran y mantenerse esbeltas. No es porque tengan mejor fuerza de voluntad. Es porque han tenido suerte al heredar los genes.

En el estudio de asociación del genoma completo más grande del mundo hasta la fecha sobre la herencia del peso corporal, investigadores del Reino Unido y los EE. UU. compararon los genomas de 1622 personas esbeltas de forma natural, 1985 personas gravemente obesas y 10.433 controles normales.

Todas las personas esbeltas tenían un IMC menor de 18 —lo que se considera bajo peso —pero estaban sanas sin trastornos alimentarios ni otras afecciones médicas. El estudio, llamado STILTS (Estudio sobre sujetos esbeltos y delgados) se preguntó si habría alguna superposición genética entre los genes hallados para la obesidad o delgadez.

PLOS Genetics: La arquitectura genética de la delgadez humana comparada con la obesidad grave

Muchos estudios previos habían mostrado una susceptabilidad genética fuerte a la obesidad, con actualmente más de 250 genes ya identificados. Sin embargo, los autores señalan que se sabe mucho menos sobre las características genéticas específicas de las personas esbeltas de forma constante. ¿Compartían algunos de los mismos genes pero básicamente heredaron la otra cara de la moneda? ¿Tenían genes diferentes que no se encontraban en las personas con obesidad y que les dieron una ventaja?

De hecho, el estudio halló varias variantes de genes comunes que eran compartidos en la obesidad grave y la delgadez extrema, pero también encontró nuevos genes para ambos. Añadiendo todos los genes, los investigadores fueron capaces de crear una puntuación de riesgo genético para la obesidad. No es sorprendente que se descubriera que la gente extremadamente delgada tuviera una puntuación de riesgo genético más baja. De hecho, de la gente delgada que seleccionaron para el estudio, la mayoría tenía padres y familiares delgados.

Los investigadores dicen que sus resultados pueden algún día fijar estrategias antiobesidad o medicación para dirigir la acción de genes específicos.

Clarín: Investigación de Cambridge
¿Por qué algunas personas logran mantenerse delgadas?

Correo: Estudio revela por qué algunas personas engordan más que otras a pesar de que coman lo mismo

Cadena Ser: Descubiertos los genes de la delgadez

Telemundo: Científicos descubren por qué unas personas engordan más que otras comiendo lo mismo

¿Cómo ayuda esta información genética a la gente que nos leen y que quizá esté luchando con su peso? Si has heredado genes que aumentan tu riesgo de obesidad, ¿no tienes nada que hacer nada?

Ni mucho menos. Hay un dicho común en genética: “Los genes cargan las pistola, pero el entorno aprieta el gatillo”. Y sabemos sin ninguna duda que el entorno alimentario ha cambiado de forma drástica en las últimas décadas, pasando a ser un mundo bajo en grasas y alto en carbos que está asociado con la epidemia de la obesidad y puede poner a algunas personas en una desventaja genética. El período de tiempo es demasiado corto para realmente cambiar los genes heredados, pero es tiempo suficiente para cambiar la expresión genética, para apretar el gatillo, básicamente.

Aunque las personas con genes para la delgadez quizá no necesitan tener cuidado con lo que comen ni reducir el consumo de carbohidratos para mantenerse delgadas en este nuevo entorno rico en carbohidratos, puede ser sumamente efectivo para las personas con un mayor riesgo de obesidad prestar especial atención a sus elecciones alimentarias. Y recuerda, el peso no es una medida ideal de salud, así que incluso las personas delgadas necesitan prestar atención a los marcadores metabólicos y de otros tipos que pueden verse influidos por una dieta rica en carbohidratos procesados.

La ciencia respalda esto. Como informamos a finales de 2018, los niños y adolescentes con tendencia genética a la obesidad fueron capaces de perder peso igual de bien que sus compañeros con sobrepeso que no heredadon la tendencia a volverse obesos.


Anne Mullens

Anteriormente

¡No culpes a tus padres! Niños superan susceptibilidad genética a la obesidad

No todo el tejido adiposo (graso) es igual

Otra improbable cura para la obesidad acapara titulares

Videos low carb más populares

Dejar una respuesta

Respuesta al comentario #0 por

Publicaciones anteriores