Cómo me convertí en una doctora que revierte la diabetes de tipo 2 con bajos carbohidratos

Antes y después doctora Evelyn

Antes y después

Soy una médico de familia graduada recientemente. Hace aproximadamente un año, estaba de baja por maternidad por mi segundo hijo, me sentía cansada, tenía sobrepeso y estaba desanimada. Nunca había tenido tanta hambre ni tanto sobrepeso en mi vida. Siempre había mantenido un peso normal haciendo mucho ejercicio, pero estaba demasiado cansada para volver a entrenar, y mi suelo pélvico no quería tener nada que ver con el ejercicio.

Un compañero médico de familia me habló de la dieta baja en carbohidratos y alta en grasas. Como tuve uno de esos bebés que piensan que dormir es para los débiles, tuve muchas oportunidades de comenzar a leer todo lo que pude sobre la dieta baja en carbohidratos, incluyendo DD y El Código de la Obesidad del Dr. Fung, pero también numerosos artículos científicos. La ciencia que lo fundamenta me sorprendió.

PesoEste es el aspecto de mi tabla de peso en los siguientes meses, y mis fotos de antes y después están arriba.

Esto me hizo pensar: si me funciona tan bien a mí y a otros compañeros médicos, entonces puede funcionarles a mis pacientes. Tuve la suerte de disfrutar de una semana de formación con el Dr. Fung y Megan Ramos en Intensive Dietary Management en Scarborough (Canadá). Está claro que ingenuamente no había tenido en cuenta los pros y los contras de recibir formación real sobre alimentación cetogénica y ayuno intermitente…

Abriendo mi propia clínica baja en carbohidratos

Después de esa semana, estaba totalmente atascada. No podía pasar por alto lo que había visto en su clínica. No pude desaprender lo que había aprendido. No podía seguir y “tratar” a los pacientes diabéticos de la forma en que me habían enseñado en la facultad de medicina. No había vuelta atrás. Tuve que abrir mi propia clínica baja en carbohidratos. Al menos, pensé, los pacientes necesitaban saber que existía una alternativa a los medicamentos, las inyecciones de insulina, la fatiga, el aumento de peso y las complicaciones de la diabetes. Quizás no todos estarían lo suficientemente motivados como para cambiar sus hábitos alimentarios. Pero todos merecen saber que es una opción.

Así que me embarqué en un viaje para abrir una clínica baja en carbohidratos, con mi propio dinero y todo mi “tiempo libre” como madre de un bebé y un niño pequeño, y como médico de familia a tiempo completo. Trabajo en una clínica de medicina familiar, pero también en un centro de larga estancia para personas mayores y en una prisión provincial masculina. En mi caso, el “tiempo libre” es incluso más escaso que el sueño, pero estaba decidida a hacerlo realidad.

Encontré la mejor ayudante que un médico podría pedir, una enfermera llamada Sylvie que se especializa en diabetes y que ha sido diabética durante 27 años. Sin saber nada sobre la dieta baja en carbohidratos, descubrió hace mucho tiempo que los carbohidratos estaban haciendo que las personas diabéticas dependieran más de las medicinas, y ya había estado enseñando a los pacientes a reducir la ingesta de carbohidratos.

Sin embargo, solo había un pequeño problema, acababa de jubilarse dos días antes de comentárselo. Creo que incluso había empacado sus maletas para ir a un lugar cálido y soleado, muy lejos de nuestro invierno canadiense. Las enfermeras, en general, son algunas de las personas más trabajadoras que conozco. Cuando una enfermera por fin se retira, lo más probable es que realmente merezca descansar y por fin tener una vida normal. Así que entonces la dejas de molestar.

“Sylvie, ¿te gustaría no solo controlar la diabetes con comida, sino de verdad revertirla totalmente?”, le pregunté. “Sin medicamentos, sin cirugía, sin complicaciones a largo plazo. Una reversión completa y natural”.

Sylvie me miró largo y tendido con el ceño fruncido. Probablemente incluso se quitó las gafas de sol imaginarias de la nariz para mirarme.

“Nunca pensé que viviría el tiempo suficiente para ver este día. ¿Curar la diabetes de forma natural? Cuenta conmigo. ¡La jubilación puede esperar!”.

Ese día, una doctora sin dormir y una enfermera sin sol se sentaron y comenzaron a trabajar juntas para crear una clínica baja en carbohidratos que abrió sus puertas en febrero de 2017. A través de este blog, les contaré todos nuestros desafíos y éxitos, y hablaré sobre nuestros pacientes que se han recuperado o que se están recuperando actualmente de una gama mucho más amplia de problemas de salud de lo que esperaba al principio de mis lecturas científicas.

Tengo la esperanza de ayudar a la gente con problemas de salud y profesionales de la salud que realmente quieren cambiar la situación a inspirarse para probarlo.


Dra. Èvelyne Bourdua-Roy

Más

La dieta cetogénica para principiantes

La dieta baja en carbohidratos para principiantes

Anteriormente con la Dra. Bourdua-Roy

  • ¿Qué tan graso es tu hígado?
  • Bajo en carbohidratos y keto para médicos
  • La crisis de salud actual y las pautas de alimentación de Canadá

Publicaciones relacionadas

3 Comentarios

  1. CARMEN
    Saludos, se pueden combinar los alimentos Low carb a la Dieta Keto?
  2. Raúl Maria
    Buen día. Adelante porqué están en la verdad. Yo descubrí hace mucho tiempo estas ventajas, sin buscarlo, pero prestando atención a mi cuerpo, y me dí cuenta lo beneficioso que es. Mucha suerte, y los seguiré por éste medio. Saludos desde Argentina.
    Respuesta: #3
  3. Kim Gajraj Equipo Diet Doctor
    Saludos, Raúl, y felicitaciones por ya haber encontrado esta forma de comer por tu propia cuenta!

Dejar una respuesta

Respuesta al comentario #0 por

Cargar anteriores