Muslos de pavo al horno con salsa de champiñones

Muslos de pavo al horno con salsa de champiñones

Estos muslos de pavo bien sazonados y bañados en mantequilla alcanzan la perfección al asarlos. Sírvelos con una salsa de champiñones cremosa y suave y disfruta de este suculento plato de cinco estrellas bajo en carbohidratos.

Muslos de pavo al horno con salsa de champiñones

Estos muslos de pavo bien sazonados y bañados en mantequilla alcanzan la perfección al asarlos. Sírvelos con una salsa de champiñones cremosa y suave y disfruta de este suculento plato de cinco estrellas bajo en carbohidratos.
EE.UU.Métrico
4 porciónporciones

Ingredientes

  • 3 lbs 1,5 kg muslo de pavomuslos de pavo
  • 1 cda. 1 cda. tomillo seco
  • 1 cda. 1 cda. salvia seca o orégano seco
  • ½ cda. ½ cda. romero seco
  • ½ cda. ½ cda. ajo en polvo
  • 2 2 cebolla amarilla, cortadas en rodajascebollas amarillas, cortadas en rodajas
  • 5 oz. 150 g mantequilla
  • 113 tazas 325 ml crema para batir
  • ½ lb 225 g champiñones
  • 1 lb 450 g brócoli
  • sal y pimienta negra molida

Instrucciones

Las instrucciones son para 4 porciones. Modifícalas según sea necesario.

  1. Precalentar el horno a 175 °C (350 °F).
  2. Colocar los muslos en una asadera con bordes altos. Sazonar bien.
  3. Colocar las rodajas de cebolla alrededor de los muslos. Cubrir todo con la mantequilla finamente cortada. Reservar un tercio de la mantequilla para freír los champiñones.
  4. Asar en el horno durante 2-2,5 horas. Añadir un poco de agua después de una hora para conseguir unos deliciosos jugos de cocción para la salsa.
  5. Pinchar el muslo y comprobar si los jugos son claros, no deben ser de color rosa. La carne debe tener una temperatura interna de al menos 72 °C (160 °F) cuando esté hecha. Una vez hecha, dejar reposar unos minutos antes de cortarla.
  6. Freír los champiñones en mantequilla y reservar. Recoger la grasa del pavo en una cacerola y llevar a ebullición. Añadir la crema. Continuar hirviendo y dejar hervir a fuego lento hasta que la salsa espese. Probar para ver si es necesario sazonar más.
  7. Añadir los champiñones o servir por separado.
  8. Servir con el brócoli recién cocido y ¡a disfrutar!

También puede gustarte


Dejar una respuesta

Respuesta al comentario #0 por