Fudge de chocolate bajo en carbohidratos

¡Vaya! El chocolate se encuentra con el fudge, y es una combinación maravillosa. No hace falta mucho de este fudge bajo en carbohidratos para saciarte. Disfruta un pedazo pequeño después de la cena para tener el final perfecto a tu comida.
¡Vaya! El chocolate se encuentra con el fudge, y es una combinación maravillosa. No hace falta mucho de este fudge bajo en carbohidratos para saciarte. Disfruta un pedazo pequeño después de la cena para tener el final perfecto a tu comida.
EE.UU.Métrico
24 porciónporciones

Ingredientes

  • 2 tazas 480 ml crema para batir
  • 1 cucharadita 1 cucharadita extracto de vainilla
  • 3 oz. 90 g mantequilla
  • 3 oz. 90 g chocolate negro con un mínimo del 70% de sólidos de cacao

Instrucciones

Las instrucciones son para 24 porciones. Modifícalas según sea necesario.

  1. Hervir la crema espesa y la vainilla en una olla de fondo grueso. Dejar hervir durante un minuto, después bajar el fuego y hervir a fuego lento.
  2. Hervir la crema a fuego lento hasta que el volumen se reduzca a la mitad - tomará unos 20 minutos o más dependiendo del tamaño de la olla y la temperatura que estés usando. Revolver ocasionalmente.
  3. Bajar el fuego y añadir mantequilla que esté a temperatura ambiente. Mezclar hasta que se incorpore en una masa de consistencia uniforme. Sacar del fuego.
  4. Cortar el chocolate en pedazos pequeños. Añadirlo a la mezcla caliente de crema y mezclar hasta que el chocolate se haya derretido. Añadir condimentos adicionales, si es que lo deseas.
  5. Echar en una asadera que mida unos 18 x 18 cm (7 x 7 pulgadas) y dejar enfriar en el refrigerador durante algunas horas. Sacar del refrigerador y espolvorear cacao en polvo encima. Cortar en pedazos y servir frío.
  6. Este fudge se puede guardar en la nevera, y no es necesario descongelarlo. Estará listo para comer después de estar un par de minutos a temperatura ambiente.

Consejo

Este fudge es delicioso tal como es, pero también puedes añadirle otro sabor según tu gusto. Prueba a añadir café instantáneo, regaliz en polvo, aceite de menta o cáscara rallada de naranja. También puedes usar canela o una mezcla de especias para pastel de calabaza para darle un toque navideño. Si te atreves, puedes espolvorear un poco de ají, pimentón picante o sal encima y probarlo así. Experimenta un poco con las cantidades, empezando con 1-2 cucharaditas del sabor que estás usando.

Dejar una respuesta

Respuesta al comentario #0 por